Repaso a la Temporada 2014/2015 de New Orleans Pelicans

Los New Orleans Pelicans y su estrella, Anthony Davis, han sido uno de los equipos revelación de esta temporada, con diferentes estados de ánimo durante toda la Regular Season, para terminar cayendo en Playoffs, con la cabeza bien alta, en primera ronda frente a Golden State Warriors.




Durante el primer mes de competición daba la sensación que el equipo había mejorado bastante respecto a la temporada anterior, hicieron muy buenos partidos contra equipos de arriba pero parecía que faltaba una marcha más para que el equipo compitiese con los mejores, entonces se lesionó Eric Gordon.

Dada naturaleza de equipo irregular que eran, perdían partidos que tenían ganados y contra rivales débiles, señalando derrotas contra Sacramento, Denver, Indiana y sobre todo el partido frente a San Antonio el 31 de diciembre, que perdieron en el último segundo.

Con Eric Gordon ya recuperado los Pelicans se plantaban en Enero donde comenzaban una larga gira contra equipos del Este y tenían oportunidad de sacar tajada, pero de nuevo, las bajas azotarían al equipo, Jrue Holiday se lesionó en Boston, y a partir de ahí Tyreke Evans, un alero, fue el base titular.... a priori la lesión no era demasiado grave, pero de nuevo perderían a un titular que no volvería hasta 3 meses después.

En este momento dado el mal rendimiento (otro año más) de Austin Rivers y las diferencias entre jugador y entrenador en aspectos del juego llevó al traspaso. Los Pelicans se hicieron con Quincy Pondexter, de Memphis, en un traspaso a 3 bandas; Quincy ya conocido por los entrenadores (estuvo en New Orleans en su año rookie) era el perfil de jugador que necesitaban, un jugador bueno defensivamente y con buena mano desde fuera, la apuesta les salió bien.

Desde la prensa de Louisiana se criticaba mucho el esquema ofensivo de Monty Williams, se consideraba que no se aprovechaba el potencial de Anthony Davis, al no darle tiros ni creando juego para él.

Hay que destacar el ‘buzzer-beater’ de Anthony Davis en Oklahoma, un partido que dio mucha moral al equipo ya que los Thunder eran rivales directos y ese triple les daba el desempate en caso de empate en el balance (cosa que asi fue), indirectamente e inesperadamente ese triple de Anthony Davis en el ultimo segundo significaban los Playoffs para el equipo del estado de Louisiana.

El equipo llegaba al “trade deadline” con necesidad de un base suplente, Holiday seguía lesionado y Evans cumplia, pero necesitaban un base suplente, por lo que se hicieron con Norris Cole de Miami, que se convertiría en uno de los jugadores clave en la segunda parte de la temporada.

A partir del parón del All-Star el equipo mejoró considerablemente sus irregulares resultados, por primera vez encadenó una racha de 5 victorias consecutivas y se plantaron en puestos de playoff.

Anthony Davis estaba mostrando unos niveles de juego impresionantes, siendo el primer jugador en PER, Gordon estaba siendo también muy importante, y Evans, que se convirtió en un base muy sólido, por último jugadores como Cunningham o Pondexter daban equilibrio al equipo en defensa.

Destacar también la labor de Ajinça cuando Davis estuvo lesionado, rindiendo muy bien desde el banquillo y demostrando que es un jugador muy aprovechable, sobre todo en ataque.

Por el lado negativo estaba Ryan Anderson, no estaba teniendo una buena temporada, cada 5 partidos hacia 3 malos, 1 regular y 1 bueno, no estaba teniendo tanto acierto y no se le veía bien físicamente. Omer Asik estaba siendo correcto, sin mas, daba la sensación que no era el mismo que en Houston, seguía cogiendo sus rebotes pero en defensa dejaba muchas dudas.

El 15 de Abril con New Orleans y Oklahoma empatados en balance, los Pelicans dependían de ellos mismos, si ganaban a San Antonio en casa (los Spurs se jugaban el factor cancha en Playoffs) se clasificaban, sino no (la derrota de Oklahoma en casa de unos deshauciados Timberwolves era demasiado complicada), todo el mundo daba a Oklahoma como rival de Golden State en 1ª ronda pero aquella mala suerte que tuvieron el 31 de diciembre contra los mismos Spurs donde un ‘autopalmeo’ de Asik les privó de la victoria, esta vez les sonrió.

En resumen, la Temporada Regular acabó bien, entrando en la post-temporada de la dura Conferencia Oeste, y con un Anthony Davis que apunta a Hall of Fame... siendo incluido en el '1er Equipo NBA', en el '2º Quinteto Defensivo' y un más que merecido 4º puesto en la votación del MVP.

Con un equipo donde la mayoría no habían pisado los Playoffs, se esperaba una barrida de Warriors por 4-0, y aunque fue así, el resultado engaña. Los dos primeros partidos fueron mas o menos claros para los locales, pero en el 3ª donde los Pelicans tuvieron una ventaja de 20 puntos en el ultimo cuarto, se dejaron remontar y posteriormente perdieron el partido en la prórroga, demencial. El 4ª fue un mero trámite.

El 12 de Mayo los Pelicans hacían anuncio de una sorprendente noticia, despedían al entrenador Monty Williams. Sorpresivo porque Monty había hecho una muy buena temporada, clasificándose inesperadamente para playoffs y jugando una serie muy digna con los que serian futuros campeones de la NBA. 

Alvin Gentry se hizo con el puesto de nuevo entrenador, y es que en la entrevista enseñó unos gráficos de como su filosofía de juego puede hacer mejor al equipo y sobretodo a Anthony Davis.

En cuanto a jugadores lo único que se sabe es que Eric Gordon ejercerá su opción de jugador de 15,3 millones. Omer Asik, Alexis Ajinça y Dante Cunningham acaban contrato mientras que Cole tiene una “Qualiffing Offer” del equipo. No se sabe nada de posibles refuerzos ni bajas, el equipo solo tiene una 2ª ronda del draft y habrá que estar atentos a Eric Gordon y Tyreke Evans, como posibles monedas de cambio.
Hecho por: @Iviallstar

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada