Mascotas NBA | Rocky (Denver Nuggets)

Os presento mi nueva sección dentro de la web, en la que os hablaré de las mascotas, esos misteriosos y simpáticos seres que se dedican a poner un punto cómico en las franquicias de la NBA. Así conozcáis un poco más este mundillo relacionado con el público, y sobre todo, con lo que ocurre en el pabellón en las interrupciones de cada encuentro.

Aunque muchos crean que este oficio produce poco dinero, las mascotas suelen tener un salario anual de 25.000$, gracias a la preparación de eventos y a la mejor imagen positiva o negativa que pueden ofrecer a sus respectivas instituciones.

En esta primera entrega, hablaré y analizaré con todo detalle a uno de los personajes más conocidos en la liga; se trata de Rocky, mascota de Denver Nuggets, desde diciembre de 1990. Cabe destacar, que ha animado a la franquicia de Colorado en dos de los tres pabellones de su historia, concretamente en el McNichols Sports Arena durante sus 9 primeros años, y desde el 1 de octubre de 1999, en el Pepsi Center.

Y digo que es uno de los más valorados, debido a que obtuvo el primer título de la historia de "Mascota del Año", en 2002, a pesar de que el equipo finalmente no consiguió clasificarse para jugar la postemporada y porque según encuestas de aficionados, es uno de los más divertidos y simpáticos.

Resultado de imagen de rocky denver nuggetsPor este último reconocimiento, se ha convertido en un auténtico fuera de serie en cuanto a diversión y a realización de impresionantes acrobacias. Esto último, es uno de sus puntos fuertes cada vez que aparece para animar a la franquicia de Colorado, ya que, debido a su gran entrenamiento a lo largo de toda una semana, logra combinar grandes canastas desde el medio de la pista, tanto de frente como de espaldas, con en mates espectaculares con ayuda de colchonetas e incluso de escaleras. Ayuda en bailes preparados previamente con las 'cheerleaders', tanto en directo, como en vídeos promocionales... y además acostumbra a estar presente en actos solidarios de 'NBA Cares' con jugadores integrantes de la plantilla.

Su carrera ha estado plagada de buenos e increíbles momentos, pero a comienzos de noviembre de 2013, fue víctima de un hecho que pudo acabar con su vida. Antes del inicio de un partido, se disponía a descender desde el techo del pabellón, prendido de un arnés por el cuello. Al cabo de unos segundos los encargados de mantenimiento y todos los presentes en el Pepsi Center, se percataron que nuestro protagonista permanecía inmóvil, y por ello tuvieron que suspender el número y hospitalizarlo inmediatamente, a la espera de unas pruebas que finalmente indicaron que estaba sano y salvo, evitando así, una muerte por asfixia.

Todo quedó en un susto, y aún ahora, todos podemos seguir siendo expectantes de su presencia como local en los Nuggets!

A continuación podéis disfrutar de un vídeo con uno de sus mejores momentos.

Hecho por: Saúl Roel (@saulroel)

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada